El portavoz socialista no cree prudente cobrar al 100% ambas tasas y que el Ayuntamiento de Badajoz se ponga a la cabeza de los consistorios de España que antes las recaudan en su totalidad.

Los socialistas han podido constatar que, en otras ciudades con independencia del signo político gobernante, las tasas se reducen entre el 10 y el 60%, aunque en algunas, las menos, o se cobra íntegramente o por el contrario sigue sin cobrarse un año más.

El grupo municipal socialista cree que hay que seguir manteniendo un gesto de compromiso real con los hosteleros y con los vendedores ambulantes de los mercadillos. Ricardo Cabezas trasladó el miércoles, mediante la presentación de dos mociones al pleno del día 31, la necesidad de bonificar ambas tasas. “Ni la pandemia ha terminado desgraciadamente, ni los hosteleros ni la gente del mercadillo se ha recuperado del todo. Un ayuntamiento debe controlar el gasto pero también debe tener presente un principio de prudencia en el cobro y no precipitarse sin encomendarse a nadie. Estamos hablando de excepcionalidades en un tiempo excepcional como es el que nos está tocando vivir. Por eso hemos propuesto desde el PSOE que la tasa de veladores se quede a la mitad y que en la de venta ambulante no se cobre en los seis primeros meses del año. Nos parece que eso es obrar con buen juicio, prudencia y madurez en la toma de decisiones”, advierte Ricardo Cabezas, y cita a otros consistorios se van a bonificar estas tasas con entre el 10 y el 60% y que son pocas las ciudades donde no se cobrará o se pasará al cobro en su totalidad.

MOCIÓN SOBRE VELADORES. Los socialistas piden que se reduzca la tasa en un 50% o en un porcentaje de bonificación pactado con las partes. Es difícil de entender que se pase de una exención del 100% en la tasa de veladores a una recuperación del 100% sin un necesario término medio. Se aplicó ante una crisis sanitaria que persiste, se retira con el cambio de año no porque la situación se haya superado, salvo que alguien conozca que se va a extinguir en los próximos días. Lo suyo sería realizar bonificaciones en la ordenanza de veladores y llegar a un acuerdo. En el PSOE se preguntan si es coherente mantener la tasa íntegra o es mejor tomar una medida proporcional vinculada a una crisis que sigue activa, o dónde es más productivo en este momento ese dinero a recaudar, en manos de los hosteleros, sus familias y trabajadores o en las cuentas bancarias del ayuntamiento con decenas de millones de ahorros.

Recinto en El Nevero para el mercadillo de los domingos.

MOCIÓN SOBRE VENTA AMBULANTE. En este caso los socialistas reclaman que la tasa se aplique íntegramente en la segunda mitad del año. Creen que se puede mantener la exención de manera prudencial durante esos meses, o reducirla también a la mitad desde inicio de año con el fin de apoyar la actividad económica e impulsar el consolidar estos mercados tras el “tsunami”. Recuerdan que hace unos días la Asociación de Comerciantes Ambulantes de Extremadura (ACAEX) se dirigió al Ayuntamiento de Badajoz para pedirle que mantuviera en 2022 la exención de las tasas del mercadillo, alegando que “las ventas no repuntan y la recuperación además se ha visto frenada por la actual nueva ola de contagios”. Señalan además los socialistas que el coste de la medida que proponen, y más si se reduce a la mitad, supone un mínimo impacto en las arcas municipales, que todo suma para fortalecer y apuntalar al pequeño empresario y ayudar a generar empleo y, en gran medida, a no destruirlo.

Si el Ayuntamiento de Badajoz decide finalmente cobrar las tasas de veladores y venta ambulante al cien por cien, se pondrá a la cabeza de los pocos consistorios que han decidirlo hacerlo en toda España.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad