Ahora la parada permanece cerrada en domingos y festivos y los usuarios del bus no tienen donde protegerse de la lluvia y viento.

Los socialistas consideran ilógico que la principal parada de la red de bus urbano no cuente con ningún espacio que pueda acoger a los viajeros, ni siquiera una marquesina, cuando hay días desapacibles.

A LA INTEMPERIE EN LA PRINCIPAL PARADA DE BUS URBANO. Cuando no hay atención al público (especialmente para información y compra de billetes, tarjetas de prepago…) la principal parada de bus de la ciudad, en la plaza de la Libertad, permanece cerrada. Y eso ocurre los domingos y festivos. Y, en esos días, si hay lluvia o viento, los usuarios del bus urbano no tienen dónde refugiarse y acuden a los bajos del edificio alto, contiguo a la parada, al que se accede por el número 1 de la calle Bartolomé J. Gallardo. Eso es lo que ocurrió en las dos últimas jornadas festivas: el lunes 7 y el pasado domingo llovió y, como en tantas otras ocasiones, los pacenses que esperaban bus debieron acudir a unas escaleras cercanas con cubierta para no mojarse.

Usuarios del bus urbano refugiándose de la lluvia en un edificio cercano al cerrada la parada de la plaza de la Libertad.

HAY SOLUCIONES, TODAS FÁCILES. Esta circunstancia es un tanto cutre y sorprende a los socialistas que desde la concesionaria no se haya buscado una solución, que bien podría pasar por un techado más amplio en la propia parada, o una marquesina, pero lo extraño es que no haya nada y que nadie haya buscado una solución hace ya tiempo. En cualquier caso, el recurso más rápido es abrir la parada con el primer bus de la mañana y cerrarla con el último de la noche, no se requiere una especial vigilancia añadida. O, por lo menos, que se abra en jornadas de domingos y festivos en que la climatología no acompañe. No es mucho pedir.

SE TRATA DE SENSIBILIDAD Y DE CUIDAR LOS DETALLES. En el PSOE creen que se trata más de un problema de sensibilidad que de presupuesto, pues sería muy bajo, inferior a 3.000 euros. Se trata de cuidar los detalles y de anticiparse. Pero esto evidencia también que mucho no debe usar el equipo de gobierno el bus urbano, al menos en jornadas dominicales y festivas con mal tiempo y desde la parada principal. Y muestra la despreocupación de la concesionaria.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad